La CBP, Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza informo que ha confiscado 223 kilos de cocaína dentro de un contenedor a bordo del ferry que cubre el trayecto entre las capitales caribeñas de Santo Domingo y San Juan “Puerto Rico”.

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza este jueves a través de un comunicado de que el valor estimado de la cocaína incautada en el mercado negro es de aproximadamente 6 millones de dólares, los contrabandistas utilizan medios muy creativos para ocultar sus cargas de drogas ilícitas en la cadena de suministro internacional», señaló sobre la confiscación del cargamento Roberto Vaquero, director interino del CBP de Operaciones de Campo en Puerto Rico y las Islas Vírgenes de los EEUU.

«Con la experiencia de nuestros oficiales, junto con la utilización de todas las herramientas disponibles, resultó en la detección de estos narcóticos. Nuestras comunidades pueden sentirse más seguras sabiendo que los hombres y mujeres de CBP están asegurando sus fronteras», destacó el funcionario de la agencia federal.

Fue el 10 de junio, cuando el equipo de Control de Contrabando de CBP inspeccionó varios contenedores que llegaban en el barco M/V Kydon, observando varias anomalías dentro de un contenedor. Luego de un examen más detenido fueron encontradas ocho bolsas de lona que contenían 20 paquetes.

El análisis al cargamento encontrado dio positivo a las propiedades de la cocaína.

Esta ruta entre República Dominicana y Puerto Rico es utilizada habitualmente por las bandas de narcotraficantes que tratan de introducir droga en el Estado Libre Asociado, desde donde es más sencillo hacer llegar a Estados Unidos continental la cocaína debido al relajamiento de los controles.