La excursión inicia dependiendo de la salida la embarcación, por Sabana de la Mar o por Samana ,un guía oficial de turismo explicara todo lo relacionado a esta actividad, desde donde proceden y desplazan las Ballenas Jorobadas.

Este 15 de enero marca el inicio de la temporada de observación de ballenas aquí en la República Dominicana.

Hasta finales de marzo, los visitantes se congregarán para ver los cientos de ballenas jorobadas (o como decimos aquí, las “ballena jorobadas”) que migran cada año durante la temporada de reproducción a la Bahía de Samaná, frente a una península en la parte noreste de la isla.

Desde amantes de la naturaleza hasta buscadores de aventuras, cualquiera puede apreciar la belleza de Samaná y sus ballenas jorobadas.

Las ballenas jorobadas vienen a la Bahía de Samaná para dar a luz y para aparearse. No se pierda la oportunidad de escuchar el poderoso sonido de este magnífico mamífero.

en el aire. Observa cómo los machos se lanzan fuera del agua en un esfuerzo por impresionar a las “damas” como el ritual de apareamiento.

Es tan emocionante ver a los terneros recién nacidos aferrarse a sus madres que a su vez pasan todo el tiempo acariciando y jugando con ellos.

Nuestro guía está especializado en mamíferos marinos y lo sorprenderá con su conocimiento y lo ayudará a interpretar cada movimiento que hacen las ballenas.

El comportamiento de las Ballenas Jorobadas
Una visita obligada una vez en la vida, espectaculares exhibiciones de los machos para atraer a las “ballenas bonitas” saltos vertiginosos, canciones serias, poderosos géiseres que corren a más de 3 metros, cargas, esquiva 25 toneladas, 15 metros de largo, tour dura varias horas.

Un poco más joven. las madres y sus bebés disfrutan de la tranquilidad de las cálidas aguas del Caribe. Les invitamos a conocer la visita especial que anualmente recibimos desde el Atlántico en nuestro país de uno de los seres vivos mas grandes del planeta, las Ballenas Jorobadas.

Observaremos como estas se aparean, buscan parejas o nacen en las cálidas aguas de la Bahía de Samaná.

Con paciencia y la ayuda de buenos capitanes de lanchas, tendrás la dicha de escuchar el canto de los machos mientras buscan amor.

Tener la oportunidad de observar estas ballenas en su hábitat temporal es otra demostración de la suerte que tenemos de vivir en este país.

Si tenemos dudas de las maravillas que poseemos en esta media isla, esta excursión de seguro lo confirma. Un regalo más obsequiado a nuestro país por la Madre Naturaleza.

Luego de una experiencia tan especial, que mejor manera de pasar la tarde que en una de las playa mas bellas del mundo: Cayo Levantado. Aquí nos espera buena comida y relajación en un destino inigualable. La forma perfecta de culminar un día inolvidable.

Puntuación: 5 de 5.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.